Vuelve el alto riesgo de incendios forestales

Según Onemi, estas condiciones suponen un aumento del riesgo asociado a los incendios forestales, por lo cual, se optó por declarar alerta preventiva regional.

Se trata de una situación que no se ha superado y que, en el actual contexto ambiental, es ya parte del telón de fondo de cada verano. Se trata de los incendios forestales, los cuales cada temporada dejan miles de hectáreas destruidas de bosques, plantaciones y pastizales, lo cual se traduce en daños severos a la industria forestal.

Aunque las altas temperaturas, la baja humedad y los fuertes vientos son, por sí mismos, condiciones que favorecen la generación de incendios, que se agudicen por un cierto lapso de tiempo –lo que se denomina “ola de calor”- amerita adoptar medidas preventivas, reforzando la capacidad de reacción ante emergencias.

Y es justamente lo que va a ocurrir en los próximos días, según advirtió la Oficina Nacional de Emergencia (Onemi) a partir de datos aportados por la Dirección Meteorológica de Chile (DMC). Según ello, se anticipa que, hasta el viernes17, habrá valores por sobre lo normal en las temperaturas, vientos y baja humedad.

De hecho, la perspectiva es que, especialmente en los valles y precordillera, el calor suba hasta los 36 grados. A la vez, la humedad bajará hasta los 10 grados, es decir, muy inferior a los rangos normales. Y en cuanto a los vientos, habrá velocidades de hasta 40 y 50 kilómetros por hora en los valles y precordillera.
Según Onemi, estas condiciones suponen un aumento del riesgo asociado a los incendios forestales, por lo cual, se optó por declarar alerta preventiva regional. Esto significa, en términos prácticos, que se reforzará la vigilancia, con un monitoreo permanente y riguroso de las condiciones vulnerables asociadas a esta amenaza.
Todo esto, a la vez, significa que el sistema civil de emergencia debe mantenerse en condiciones para responder adecuadamente, como ocurre en forma regular con el Cuerpo de Bomberos de Talca, así como la Corporación Nacional Forestal (Conaf) y los recursos para combate que pertenecen a las empresas forestales.
Otro aspecto importante es que, en paralelo, este miércoles para la comuna de Talca se declaró alerta amarilla, por un incendio de pastizales que se desató en horas de la tarde, en todo el sector aledaño al río Claro, provocando una gran columna de humo. El fuego, destruyendo pastizales, llegó hasta las cercanías del balneario.

Pero, tal como lo hemos dicho en otras ocasiones, en cuanto a las medidas preventivas por incendios forestales, la clave está en las personas. Esto se traduce en que, cualquier cigarrillo mal apagado o cuando las zonas ribereñas se transforman en basurales, es un contexto obviamente que incrementa el peligro.

Se añade lo que ocurre con zonas ribereñas, donde el pasto crece y crece durante la primavera, para luego secarse e verano y terminar en una fuente de combustible. A esto se agrega que, sumado al calor y al viento, basta cualquier trozo de vidrio para que se genere un incendio, con todas las consecuencias negativas posibles.
El problema es que, tal como se dijo en el Congreso Futuro 2020, el fenómeno del cambio climático se va a agravar en los próximos años y, ahora, nos vamos a transformar en sobrevivientes de los fenómenos extremos, como olas de calor cada vez más constantes, así como inundaciones y contaminación.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here