Universidades de la Red G9 presentan acciones para subsanar situación económica del sector

El presidente de la entidad comentó que entre las medidas está el uso del Fondo Solidario, acceso a créditos blandos, la reevaluación socioeconómica de los estudiantes que den cuenta de su real situación post estallido social y pandemia.

Las universidades de la red G9 a través de su presidente y rector de la UCM Diego Durán, es que se plantearon acciones que permitan enfrentar la crisis que ha generado en el sector la pandemia del Covid-19.

Al menos el 91 por ciento de las instituciones de Educación Superior cuenta hoy con mecanismos concretos para resolver los temas económicos de sus estudiantes, acciones que, si bien son consideradas como positivas por los parlamentarios que discuten cómo sumar apoyos a los universitarios, deberían también generar líneas de apoyo concretas para sostener la labor que desarrollan las casas de estudios en el país, tal y como lo expuso el presidente de la Red G9 y rector de la Universidad Católica del Maule, doctor Diego Durán.

Según explicó Durán, desde hace meses que las instituciones de educación superior están generando transformaciones profundas en su quehacer con el fin de atender la gravedad de la pandemia y sus efectos sobre las comunidades universitarias, trabajo que ha permitido instaurar alternativas concretas de flexibilidad tanto en los temas académicos como económicos.

“Considero que es inoficioso un proyecto de ley que aborda algo que las instituciones ya están abordando, todas las universidades del G9 tienen mecanismos de becas, refinanciamiento, postergación de pagos para ir en ayuda de los estudiantes”, indicó.

Apoyo a la Educación Superior
La primera acción que la Red G9 visualiza como necesaria, es la reevaluación socioeconómica de los estudiantes de educación superior, actualizando sus antecedentes a la situación en la que se encuentran hoy.

“Esto significaría que en consideración del estallido social y ahora la emergencia sanitaria por Covid-19, permitiría hacer una radiografía más acabada de la situación de nuestros estudiantes, e incluso de ellos que no pudieron optar a gratuidad hoy sí pueden hacerlo considerando su actual situación producto de la pandemia (…) lo otro tiene que ver con la generación de posibilidades de financiamiento de los estudiantes, pero también aquí hago el alcance, ya que no todas las instituciones tenemos espaldas para poder soportar la situación económica que presentará”, advirtió el rector Durán.

En ese sentido, comentó la autoridad universitaria, desde marzo se está teniendo clara la gravísima situación que afecta al país y los extraordinarios esfuerzos que está haciendo el Estado para aminorar los impactos de la pandemia. Los planteles también han analizado presupuestariamente su situación en relación al actual contexto, tratando de ahorrar lo más posible, cooperando con las becas para conectividad de los estudiantes, entre otras medidas.

“Una de las estrategias que nos hemos planteado al interior de nuestras instituciones es, por ejemplo, suspender parte del salario como son asignaciones extras con el compromiso que se puedan recuperar de enero 2021 en adelante, para hacer frente a lo inmediato, pero eso requiere del esfuerzo de los trabajadores y la organización en su conjunto”, dijo.

Otra posibilidad es que se brinde acceso a créditos sin interés, que han sido anunciados en beneficio de las PYMEs y empresas. Otra forma que hoy existe y que lamentablemente fue restrictivo para el año 2020, tiene que ver con la posibilidad de usar el Fondo Solidario.

“Estas medidas sin duda podrían contribuir positivamente para abordar o paliar en parte el déficit que las instituciones vamos a tener durante este año. Nos permitieron usar el 30% del Fondo Solidario con un reglamento que debía ser construido por al Mineduc, la primera propuesta es muy restrictivo, y por lo tanto limita la posibilidad de uso, entonces, ese es un elemento concreto que existe”, añadió Diego Durán.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here