Severo impacto en la economía

El boletín del Banco Central explica que las principales causas de esta cifra negativa fue un descenso importante en las actividades de comercio, servicios e industria manufacturera.

publicado por

Avatar
3 de diciembre de 2019
46

Totalmente sorprendidos quedaron los actores económicos cuando el Banco Central liberó la cifra del Índice Mensual de Actividad Económica (Imacec) correspondiente a octubre del presente año, esto es, justamente en el mes que se desataron las movilizaciones sociales y comenzó una crisis de orden público todavía no resuelta.

Los más optimistas aspiraban a un margen entre 0 y -0,5 entre los operadores de mercado, pero el dato de un -3,4 interanual equivale a un desplome económico, ocasionado por la verdadera paralización desde el 18 de octubre, fenómeno que comenzó en Santiago y que se extendió velozmente a todo el país.

El Imacec reúne el 91 % de los bienes y servicios del Producto Interior Bruto (PIB) y se considera un anticipo de dicho índice. El boletín del Banco Central explica que las principales causas de esta cifra negativa fue un descenso importante en las actividades de comercio, servicios e industria manufacturera.

Entre los servicios, destacaron las caídas de educación, transporte, servicios empresariales y restaurantes y hoteles, aunque la cifra negativa fue igualmente compensada por el incremento en la actividad económica de la construcción. Es decir, el Imacec podría haber sido todavía más bajo, según el informe del Banco Central.

Lo más preocupante es que no se trata del único dato que ha arrojado la economía en las últimas semanas. Uno de ellos fue el ajuste a la baja en la estimación de crecimiento anual del Banco Central, cayendo de un 2,5 a 1,9%. A ello se añade que, según el Gobierno, se podrían perder hasta 300 mil empleos, elevando la tasa a un 10%.

Otro aspecto también llamativo y que, de hecho, obligó a la intervención del Banco Central, fue la caída del tipo de cambio, donde el dólar llegó incluso -la semana pasada- a bordear los 840 pesos, poniendo en riesgo la estabilidad de la moneda nacional y obligando al ente emisor a una venta programada de 400 millones de dólares.

Ocurre que, por la presión en las calles de millones de personas, tanto el gobierno central como las municipalidades, se han visto obligados a diseñar agendas sociales de alto costo, con financiamiento de sus presupuestos regulares. Sin embargo, esta caída en la economía pondrá en riesgo el financiamiento a futuro de estas medidas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here