Mayarilen Angélica del Río: “Con determinación y enfoque lograrás cumplir las metas este 2020”

Cada fin de año, solemos ponernos propósitos para dar inicio a nuevos períodos de tiempo, darle un giro a nuestra vida y llenarla de aspectos positivos. Los propósitos más comunes son bajar de peso, ir al gym, cambiar nuestros hábitos alimenticios, viajar, encontrar el amor, terminar una carrera, adquirir un bien material, entre otros tantos propósitos que suelen esfumarse a pocos días de haber iniciado el año.

“A veces el cambio está en cosas tan sencillas como sonreír más, mejorar el carácter, pensar antes de hablar, todo esto genera un cambio positivo”, revela la psicóloga.

Tener propósitos es algo sencillo, lo difícil es poder cumplirlos. Durante años, algunos rituales han alimentado en muchos la esperanza de hacer esa meta realidad. Comer uvas mientras piden doce deseos, colocar lentejas en la mesa o puerta de su casa, salir a dar una vuelta con las maletas, subir y bajar repetidamente una silla, y colocarnos la tradicional y llamativa ropa interior amarilla para “un año próspero y abundante”, son algunos de los rituales que carecen de valor según la psicóloga Mayarilen Angélica del Río.

La experta revela que es necesario tener fuerza de voluntad para ver materializadas nuestras metas, pero, ¿qué tan difícil es lograrlo? Para del Río, la respuesta es muy sencilla. “Depende de nuestra fuerza de voluntad, de la inteligencia, el atrevimiento y valor para poder iniciar el cambio, nada es imposible”, dice.
Para cumplir con estos nuevos propósitos planteados para este 2020, conoce algunos tips que te ayudarán a cumplir con los objetivos.

CONEXIÓN PERSONAL

Los propósitos tienen que venir de acuerdo a una “conexión personal”, porque debe haber compromiso, responsabilidad con nuestros propios deseos; a esto le sigue la acción. “Las cosas no van a caer del cielo, exige que seas transparente y honesta con lo que realmente quieres para ti, dejando a un lado lo que las terceras personas quieran para ti, quien importa eres tú”, destaca la terapeuta. Explica que si los propósitos vienen de afuera es probable que se deje esa meta inconclusa.

PROPÓSITO

El motor que sostiene el cambio que se quiere hacer es el propósito, el para qué. Del Río sostiene que descubrirlo es el principal motivo para lograr las metas. “Para mí, esto es lo más importante, es lo que te va a ayudar a sostenerte en los momentos de crisis o de saboteo para tu cambio, porque si digo: ‘quiero bajar 20 kilos’, pero aparecen los cumpleaños o voy de visita a algún lugar, entonces es el propósito lo que me va a mantener firme”, explica. Sostiene que si el cambio que se desea es solo superficial es probable que se desvanezca rápido.

NECESIDAD, DESEO
O MERECIMIENTO

Determinar por qué debo cumplir una meta en un año entrante es fundamental. “Generalmente adoptamos actitudes de víctimas, ‘es que yo necesito más de plata, es que yo necesito comprarme esto’, con los deseos también pasa lo mismo, ‘deseo esto o aquello’, eso habla de la actitud que tengo conmigo misma de sentirme disminuida. Pero cuando ya entramos a un nivel interno de sentirnos merecedoras de un cambio, da un giro la actitud interna, porque refleja autoestima y amor propio”, contó.

La psicóloga explica que en sus diez años de experiencia logró entender el poder de la palabra. Explica que “la frase ‘yo me merezco’, tiene más fuerza que decir ‘yo necesito esto’. Las necesidades hablan de aspectos para sobrevivir como dormir, comer, beber; los deseos tienen que ver más con los lujos como ‘yo deseo viajar por el mundo’, pero puedo vivir sin ello, pero el merecimiento es más elevado, refleja un cambio interno y más profundo”. Recalca que es importante enseñar a las mujeres que para ver un cambio por fuera es necesario cambiar primero por dentro.

PLAN DE ACCIÓN

Tener claro el ¿cómo lo voy a lograr? y ¿a quiénes necesito?, son puntos importantes para cumplir un objetivo. Hacer un plan para el cambio que se quiere lograr, es la armadura que la mente necesita, porque fallar es muy fácil. “Hay momentos de estrés y crisis, o se nos olvida todo o surgen circunstancias que pueden sabotear el cambio, es allí donde tener claro el plan de acción marcará la diferencia”, reseña.

Apuntar los objetivos del propósito y los pasos para conseguirlo aportará la fuerza al momento de mantenerse en la línea del cambio. Planificar, organizar y definir la fecha y hora para iniciar la meta es fundamental. “Mientras más aspectos que involucren al cambio sean cubiertos, más fácil vas a cumplir tu propósito”, precisa. Explica que mientras más claro tengas como ejecutar el cambio vas a tener las herramientas para concretarlo.

REVELACIÓN

Finalmente, la psicóloga hace énfasis en revelar a alguien la meta que se desea cumplir y los cambios que este propósito requiera para lograrlo. Si se guarda o aísla, es más difícil cumplirlo, “es necesario pedir apoyo externo, buscar libros, buscar información audiovisual donde eduquen y motiven, asistir a especialistas, y contarles a otras personas lo que estás haciendo, cuando tu logras un cambio, no sabes cuánto puedes inspirar a otras personas”, detalla.

RESURGIR ANTE LA CRISIS

La psicóloga hizo referencia a la situación que atraviesa el país, la cual ha generado incertidumbre en muchas personas. Asegura que las crisis agudizan situaciones de estrés, pero es justamente la oportunidad que se tiene para desarrollar un cambio en tu vida. “Cuando hay crisis en el exterior es inevitable que se generen crisis en el interior, miedo, inseguridad, incertidumbre, caos y eso hace que no se tomen buenas decisiones, pero cuando hay crisis sociales es cuando se ponen a prueba mis principios, mi amor propio, mis propósitos y sueños para la vida”, especifica.

“Todos los países viven crisis sociales, el nuestro no es la excepción, esta no es la primera crisis que vive Chile, hemos tenido muchas. Es importante que entendamos que las crisis son temporales, no para siempre”, puntualizó.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here