Maulinas forman parte de valioso libro sobre el atletismo femenino en Chile

Las talquinas Elizabeth Órdenes y Nancy González, la curicana y actual seremi de Deportes, Alejandra Ramos, y Clara Morales, oriunda de Sagrada Familia, aparecen en este importante material escrito por Eleonor Froehlich

Eleonor Froehlich (al centro en la foto) lanzó el libro en diciembre pasado en una ceremonia efectuada en Santiago.

Las mujeres históricamente han dado que hablar en el deporte chileno. Sin ir más lejos, Kristel Köbrich, Natalia Duco, María Fernanda Valdés, entre muchas otras, se encuentran actualmente dentro de las principales cartas criollas a nivel mundial en sus respectivas disciplinas.

Pero los logros vienen desde hace muchos años. De hecho, el primer nombre que se viene a la mente es el de Marlene Ahrens, una de las máximas exponentes de todos los tiempos, ganadora de una medalla de plata en los Juegos Olímpicos de Melbourne 1956 y dos preseas doradas en Panamericanos (Chicago 1959 y Sao Paulo 1963) en el lanzamiento de la jabalina.

Por esta razón, la ex deportista Eleonor Froehlich acaba de lanzar, en diciembre pasado, un libro que recopila la historia de los últimos 80 años del atletismo femenino en Chile, donde aparecen algunas representantes de la región del Maule, como es el caso de las talquinas Elizabeth Órdenes y Nancy González (Q.E.P.D.), la curicana y actual seremi de Deportes, Alejandra Ramos, y Clara Morales, oriunda de Sagrada Familia.

PARTIDA
La autora tomó como punto de partida el año 1936, cuando Raquel Martínez se transformó en la primera chilena en participar en unos Juegos Olímpicos (Berlín), siendo ese hito una especie de introducción en esta obra para luego dar cuenta del debut de un equipo de mujeres nacionales en un sudamericano, hecho que se produjo en 1939, ya que antes dichas competencias eran exclusivas para hombres.
“Partí con lo internacional, porque o si no en 10 años termino el libro”, afirmó Froehlich, reconociendo que la historia de atletas femeninas es mucho más antigua todavía.

SORPRESA
Elizabeth Órdenes, quien estuvo presente en el lanzamiento efectuado en Santiago, expresó: “Fue un agrado, porque yo no tenía la menor idea de cómo iba a ser este libro. Fue una sorpresa y la verdad es que lo tomé con mucha satisfacción y emoción. El hecho de que ella me haya reconocido mi labor dentro de esta disciplina es una maravilla en realidad. Estoy muy contenta, porque en este caso va a ser un legado para mis nietos”.

La talquina, que fue triple campeona nacional y medallista de bronce en el Sudamericano Juvenil de Sao Paulo, aparece mencionada en varias partes de la obra, tanto en su faceta de atleta como también en su labor de jueza.

“Hace tres años, (Froehlich) me comentó la inquietud que tenía de hacer este libro y yo pensé que era algo mucho más, entre comillas, insignificante por el trabajo. Ella es una persona mayor que no está metida en el tema de la tecnología, entonces le costó más, y la verdad es que para mí fue una sorpresa ver este tremendo trabajo que ella hizo y que el Comité Olímpico la haya apoyado”, destacó Órdenes.

AVANCES
Asimismo, valoró los avances que se generó en el tiempo en cuanto a la inclusión en esta actividad. “Como género femenino, hemos ido ganando espacios (…) En el tiempo de nosotros, si hacías atletismo eras una mujer amachada, poco femenina, entonces para el hombre que no estaba metido en el deporte era mal visto. Yo tuve compañeras que tuvieron que dejar de hacer atletismo porque sus papás se los prohibían”, recordó.

Además, Órdenes dijo que dentro de la importancia de este trabajo se encuentra el hecho de que puede servir como ejemplo e inspiración para las nuevas exponentes. “Lo más importante es que las personas que lean ese libro y conozcan nuestra historia, se van a dar cuenta de que sí pueden y que es fácil hacer deporte, sobre todo el atletismo. Y ahora, con todas las herramientas que se tienen, mucho más”, recalcó.

CAPÍTULOS
El libro, titulado “80 años del Atletismo Femenino en Chile”, posee seis capítulos: “Campeonatos Internacionales”, “Competencias Juveniles Internacionales”, “Hijas de Campeones Nacionales”, “Biografía de Entrenadoras Nacionales”, “Juezas de Atletismo” y “Testimonios y Semblanzas”.

La obra no solo contempla estadísticas, sino que también información anexa, como los detalles de los torneos, el lugar donde se efectuaron, datos geográficos y las ganadoras de los certámenes, más allá de las chilenas.

Algunas personas le han planteado a Froehlich que ahora es el turno de escribir un libro que incluya la historia de los hombres en el atletismo chileno, una idea que en estos momentos ella descarta debido a la extensa labor que desarrolló. “Es un trabajo bastante arduo, así que por ahora yo creo que me voy a quedar contenta con este logro, que es un legado mío, porque realmente una cosa así no se ha escrito nunca”, explicó.

De esta forma, esta obra es un valioso archivo que recopila parte fundamental de la participación de las mujeres en este deporte, donde destacan cuatro exponentes de la región del Maule y que ya quedaron como parte fundamental de la historia gracias a su desempeño y entrega en las pistas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here