Figura del folclor amateur: José “Beto” Faúndez

publicado por

Avatar
27 de diciembre de 2019
116

Para muchos quienes ven actualmente al gran José Faundez dejando los pies los domingos en las mañanas, en los distintos partidos gremiales de Talca, no se imaginan que fue uno de los grandes peloteros que entregó la zona maulina.

Fue el Atlético Comercio de Talca, el primer equipo del personaje semanal de la “Biblia” del fútbol amateur talquino, que conoció del talento y la técnica de “Beto” Faundez, quien llegó en la década del 60’ a los ABC1, llegando a ser seleccionado juvenil.

Por lo mismo, el paso al profesionalismo estaba a la vuelta de la esquina y así fue como llegó a Rangers en 1972, estando en el Rojinegro hasta el 73. Fue en la escuadra piducana que cumplió el sueño del pibe y así recuerda sus inicios en el profesionalismo: “Fue un día de diciembre del 72, ante Magallanes. Me acuerdo que jugué de 10 y me encontré en la cancha con Mario Soto y Fernando “Polilla” Espinoza, tremendos jugadores de la época, entonces fue una gran experiencia”, comentó.

ZOZOBRAS
Pese a dejar todo para continuar en el profesionalismo, las condiciones no estaban en aquellos años en los planteles de honor, ya que las lucas eran escasas, por lo que los que tomaban la decisión de ir por este deporte, era porque realmente les gustaba y se la jugaban.

“Beto” era un volante de rica técnica, de los que vibraban con la pelotita, por lo que llegó al plantel de Curicó Unido en las temporadas 74-75, donde tuvo mayor cantidad de minutos, pero las zozobras lo llevaron a tomar una decisión drástica.

“Me acuerdo que ese año me casé y no estaban las condiciones económicas para poder seguir en Curicó, así que por esos años las empresas contrataban a gente para trabajar y también para jugar, así fue que llegué a la arrocera Miraflores”, recordó.

PASAR
Después de estar seis meses en la mencionada arrocera, pasó a la Curtiembre Talca, lugar donde estuvo trabajando 42 años y donde aprovechó de participar del Club Deportivo, logrando gran cantidad de campeonatos y siendo la base, además de Rangers de Vista Hermosa, cuadro con el que fueron monarcas regionales en 35 dos veces, además de alcanzar un tercer lugar en un Nacional en Ancud, Chiloé.

Y fue hasta antes de los 45 años que este personaje le dio a la de cuero, porque las lesiones lo hicieron colgar los botines, teniendo en cuenta que tal como se le conoce, su responsabilidad en todo ámbito es lo primero, por lo que se complicaba cuando hubo días que, tras una lesión, no pudo ir a cumplir su función.

DIRIGENTE
Pero antes del retiro y luego de un receso del Canal Laboral, el año 82’, junto Alfredo Gianini (QEPD), Alejandrino Rojas y Luis Macaya organizaron un campeonato laboral, el que salió a todo trapo, por lo que ahí nació el bichito para seguir dándole a lo que respectaba con los directivos.

Después de esto, comenzó la intachable carrera como dirigente en esta cita destinada a los trabajadores. “Ha sido un compromiso con la sociedad deportiva laboral, es como un sentirse bien por hacer algo, por hacer que la gente tenga dónde participar y desempeñarse”, dijo.

Inclusive, ese amor por esta colectividad, lo tiene actualmente con más energía que nunca y con la idea que todo salga bien. “Se le tiene un cariño especial, lo que ha significado que no me dejen ir. Muchos dicen que si se va don “Beto” se pierde Canadela y eso es lo que no quiero y por eso me he mantenido en el tiempo, pero sé que en algún momento no estaré y espero que haya gente que pueda mantener con vida esta institución”, consignó este pelotero de tomo y lomo de 66 años.

En la actualidad, este tremendo dirigente se encuentra más entregado que nunca a esta competencia, ya que, si bien el mes de abril fue finiquitado de su trabajo por años, por lo cual se jubiló, las energías de este personaje las sigue ocupando en este certamen.

Entendiendo que no tendrá que ir de lunes a viernes a la pega, como lo hizo por 42 años, podrá tener más tiempo con su hijo, Rodrigo Faundez, quien también fue uno de los buenos pa’ la pelota, pero principalmente con su esposa (Mónica Rojas), quien lo ha aguantado de manera extraordinaria durante largas temporadas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here