El Maule en fase crítica por la pandemia

Para esta pandemia, se han implementado 33 camas con ventilador mecánico disponible. En la actualidad, tenemos ocupados 32: 27 con pacientes Covid-19 positivo y 5 con patologías distintas. Esa es la situación actual hoy día”.

Ya no sirven las teorías, especulaciones o proyecciones. Tampoco es posible creer que esto les pasa a otros, a quienes viven en Europa, Estados Unidos, Brasil o Santiago de Chile. No. Todo eso quedó en el pasado, porque ahora la crisis sanitaria debido a la pandemia ya llegó con todo su impacto devastador a la región.

Las cifras hablan por sí solas, en especial, ante la realidad que se vive en el Hospital Regional de Talca y, además, los resultados de los casos testeados positivos acumulados a la fecha. En el primer caso, las propias autoridades del centro asistencial se han encargado acertadamente de sensibilizar a la comunidad de Talca y del Maule.

En fecha reciente, fue su director, Patricio Ibáñez, quien anticipó que el hospital se encontraba literalmente al borde del colapso, debido al elevado número de pacientes que han ocupado las camas críticas que cuentan con respiradores mecánicos. Y esa proyección se hizo realidad este martes según reveló la autoridad de salud.

“El hospital de Talca tiene 72 cupos para camas críticas en el área de adultos. De ese total, para esta pandemia, se han implementado 33 camas con ventilador mecánico disponible. En la actualidad, tenemos ocupados 32: 27 con pacientes Covid-19 positivo y 5 con patologías distintas. Esa es la situación actual hoy día”.

Esas fueron las palabras del doctor Ibáñez, tras consultas de Diario El Centro y que se reprodujeron durante el mismo martes en nuestra página web. El médico también puso énfasis en que se están adoptando medidas, como reconvertir máquinas de anestesia y respiradores infantiles para ser adaptados en pacientes adultos.

Pero no es lo único, porque existe una segunda señal muy importante, en cuanto a que este mismo martes y, tal como se esperaba, la región superó la barrera estadística de mil casos de testeos positivos de Covid-19. De hecho, según los datos del día que se cerraron a las 21.00 horas del lunes 25, la última cifra fue de 60 casos nuevos.

En el desglose, la gran mayoría de los pacientes corresponden a las ciudades de Talca y Curicó, por cuanto se trata de las zonas urbanas de mayor densidad poblacional. Incluso, cabe recordar que el primer caso en Chile de este virus se registró en Talca, aunque luego la pandemia se concentró en el Gran Santiago.

Estas cifras constituyen señales imposibles de obviar y que ya no dejan lugar a dudas o interpretaciones antojadizas. La conclusión es una sola: Talca y el Maule está sufriendo el “peak” de casos y el sistema de salud pública se encuentra en máxima tensión, literalmente, sin capacidad para atender más pacientes críticos.

Ante este escenario, las autoridades han sido claras en que el sistema de gestión de camas críticas tiene cobertura nacional, lo cual significa que se pueden movilizar pacientes y respiradores mecánicos por todo Chile, previa ubicación de un cupo disponible en cualquier hospital, ya sea de administración pública o privada.

Pero esta operatividad presupone dos factores: primero, que existan cupos disponibles, lo cual es cada vez, menor atendido el colapso generalizado de los hospitales en la Región Metropolitana; y también que el paciente se encuentre en condiciones de soportar un traslado de esas características, con todo el riesgo asociado.

Muchos dicen que solo queda rezar. La verdad es que, por supuesto, todo ayuda a esta altura de la crisis. Pero lo principal es no dudar y actuar como si todo aquel con el cual nos cruzamos o conversamos a diario estuviera contagiado. Esto es, extremar los cuidados y el autocuidado. Sólo así podremos sobrevivir.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here