¿El fin de España? Un cambio brutal

Los que ya somos ancianos -nací en 1936- hemos visto el cambio tan brutal que ha sufrido la sociedad, iglesia, familia, política y economía, que se hace muy difícil, al menos en mi caso, de soportar. Como veo tan mal la situación y pretendo que mejore la sociedad, escribo tanto.

Muchas veces me canso de luchar por la verdad, harto de escuchar mentiras, pero Dios me ha hecho así y así tengo que vivir, aunque en muchas ocasiones esté desalentado y deprimido, y que me diga que es inútil lo que diga o haga, que es voz que clama en el desierto, alguien, no puede ser nadie más que Dios, me da otra vez fuerza para continuar la lucha y, con su Gracia, espero morir al pie del cañón.

En muchas ocasiones, recuerdo las frases que dijo en la Universidad Internacional de Santander D. Félix de Azua: “Estamos al final de una era, es mucho más que un cambio de época, nadie sabe lo que va a ser ni a ocurrir.” Lo que es cierto es que estamos viviendo inmersos en una gran batalla entre el BIEN y el Mal, entre la VERDAD y la Mentira, entre el AMOR y el Odio, entre la PAZ y la GUERRA. Esto es evidente y, en una batalla no se puede descansar ni desertar, porque entonces el enemigo triunfa.

Jaime Fomperosa Aparicio

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here