Descartan vigilancia de Carabineros mientras se rinde la PSU

En el Maule están inscritos 17 mil 900 alumnos para llevar a cabo la prueba que se ha aplazado en dos ocasiones.

La Asamblea Coordinadora de Estudiantes Secundarios de Chile (ACES) ratificó el llamado a movilizaciones el próximo lunes y martes a propósito de la rendición de la Prueba de Selección Universitaria (PSU) en todo el país.

La organización estudiantil calificó la prueba como un instrumento segregador y planteó para este año “un método alternativo, de emergencia por el contexto actual, porque no se puede estar viendo una normalidad que no existe. Quieren hacer la PSU a estudiantes que tienen balines en el cuerpo o que están presos y nos parece inaceptable que se pretenda esto”, dijo a medios nacionales el vocero de la ACES, Víctor Chanfreau.

En el caso de Talca, frente a las eventuales protestas, el gobernador provincial, Felipe Donoso, afirmó que si bien existe una coordinación previa con Carabineros en caso de ser requeridos no habrá vigilancia a tiempo completo en los locales donde se rendirá el examen.

(LEA AQUÍ INFORMACIÓN ANEXA DE DIARIO EL CENTRO)

En el Maule serán 17 mil 900 los estudiantes que rendirán la PSU

PSU: la presión bajo la crisis social

Solo intervendrá la policía si lo solicita personal autorizado del Departamento de Evaluación, Medición y Registro Educacional (Demre) a cargo de los planes de contingencia.

“Existe la debida coordinación con Carabineros para que actúen en caso de ser necesario y a solicitud del Demre. No va a haber un plan previo o vigilancia en el exterior de los colegios, sino que va a ser según lo solicite el ente organizador”, explicó Donoso.

En la Universidad Católica del Maule (UCM), donde recibirán a 900 alumnos para la rendición de la PSU, tampoco se ha planificado un plan de emergencia especial.

“Hemos actuado como todos los años, no se han tomado mayores medidas, confiamos en que este proceso va a ser como se ha venido dando los últimos años. Obviamente, eso no depende plenamente de nosotros, pero confiamos en que así va a ser”, dijo Karen Alvarado, directora general estudiantil.

En tanto, el gobernador realizó “un llamado a la racionalidad, hay que entender que los jóvenes que van a dar la PSU se han preparado durante años y que de verdad sienten que se juegan la vida. Es el proceso más tenso de uno en la juventud y que por el descontento de algunos podamos negar la posibilidad a esas personas creo que es muy injusto”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here