Defensa inserta nueva prueba y buscó contradicciones en subcomisario PDI

En la jornada de este jueves, la abogada del imputado como presunto autor material e inductor, solicitó la incorporación de una evidencia documental, para cuestionar el secreto de la investigación que decretó la fiscalía durante los primeros meses de la investigación

publicado por

Avatar
6 de diciembre de 2019
410

Tres de cinco días transcurridos en las primeras audiencias del juicio oral por el homicidio calificado de Aylin Fuentes han sido ocupados en la declaración del subcomisario de la Brigada de Homicidios (BH) de la PDI, Pablo Gangas, quien lideró el equipo policial a cargo de la investigación de este grave delito.

Este jueves, las defensas tomaron la palabra para contrainterrogar a Gangas, en particular, los abogados que representa a los presuntos encubridores de Fabián Jofré, sindicado como supuesto autor material e inductor del asesinato.

Uno de los aspectos cuestionados desde la defensa de María Campos e Ítalo Molina -las personas que habrían cooperado en la huida de Jofré cuando era buscado como sospechoso- fue cuestionar que no los detuvieron en el motel donde el denominado “Tuerto” Fabián abordó un auto junto a su pareja y las personas antes mencionadas, pese a que ese día estaba siendo seguido por detectives de la PDI.

COOPERACIÓN
Por otro lado, las defensas pusieron en duda el hecho de que hayan sido solo dos los imputados formalizados como posibles encubridores, si se toma en consideración que Jofré ha sido señalado como un presunto narcotraficante con redes de colaboradores.

“Le pregunté al funcionario, porque hubo dos meses desde que se había despachado orden de detención por parte del Juzgado de Garantía de Talca y, durante ese tiempo, el mismo detective señala que hubo mucha gente que participó llevándole comida (a Jofré), transportándolo de un lugar a otro, y resulta que a los míos (defendidos) los ven un día determinado, cuando se les sube al auto -porque ellos no le dijeron que se subiera- y lo llevaron de un lugar a otro”, indicó la abogada, Helhue Sukni, al ser consultada durante el receso del juicio.

Otro de los detalles que los defensores preguntaron al subcomisario Gangas fue respecto a una de las propiedades donde estuvo alojado Jofré mientras estaba prófugo, ya que la vivienda pertenecía a un funcionario retirado de Carabineros, ubicada en la localidad cordillerana de Vilches, en la comuna de San Clemente.

ENCUBRIDORES
Al respecto, Sukni dijo que, si bien el propietario no ocultó a Jofré, sí podría considerarse que lo albergó y, a pesar de eso, no fue formalizado por la fiscalía. “Encuentro súper injusto que se le están pidiendo siete años por el Ministerio Público y 10 años por la parte querellante a uno de mis defendidos, porque lo llevó en un auto de un lugar a otro a ese acusado”, apuntó la abogada.
El abogado querellante por parte de la familia de la víctima, Mauricio González, afirmó que otras personas con aparentes conexiones con Jofré formaron de igual manera parte de las diligencias.

“Sí fueron investigados. Lo que ocurre es que respecto de estos dos (Molina y Campos) ellos tenían conocimientos específicos de que Fabián tenía una orden de detención, se les había advertido por la policía. No obstante, ellos igual actúan cooperando en el traslado de Fabián. En el caso de los otros uno puede decir que tenían conocimiento a través de la prensa, pero eso no basta para considerar encubrimiento”, explicó.

MÓVIL
Mauricio González sostuvo la hipótesis de que el crimen de Aylin fue cometido por una presunta deuda por drogas.

“Más allá de que la defensa trata de descartar ese móvil, diciendo que es una deuda muy pequeña. En el mundo del narcotráfico -recalcó- que se le deba a un narcotraficante es grave; es una demostración de poder esto de cobrar una deuda por pequeña que sea y eso ha quedado acreditado con la declaración, especialmente, de este policía (Gangas)”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here