“Chao bolsas plásticas”

Por persona se consumían 200 bolsas en promedio al año, y cada una se demora 400 años en degradarse.

publicado por

Avatar
26 de julio de 2020
156

El 2017 cuando se comenzó a discutir abiertamente sobre la eliminación de las bolsas plásticas o bien bajar drásticamente su circulación, generó un gran revuelo el tema puesto que se trataba de un cambio cultural importante, porque el uso de ese elemento para el transporte de productos está arraigado en la sociedad.

Sin embargo, esta medida fue contando con un amplio respaldo de la sociedad, y así quedó demostrado en la Encuesta Nacional del Medio Ambiente 2017-2018, que arrojó que el 97% de los maulinos está de acuerdo con la prohibición de bolsas plásticas para no contaminar.

Fue así que finalmente el 3 de agosto de 2018 se publicó en el Diario Oficial la ley que prohíbe las bolsas plásticas tipo camiseta, pero comenzó a regir gradualmente. No obstante, ya había municipios como el de Talca por ejemplo, que estableció una ordenanza que reducía el uso de este elemento en el comercio, adjudicándose un sello verde por su aporte en esta materia.

En cuanto a la ley, durante los seis meses siguientes a esta fecha, se podían entregar un máximo de dos bolsas plásticas para el transporte de mercadería por cada compra. Cumplidos los seis meses, esto es el 3 de febrero de 2019, las grandes empresas, entre las que se encuentran los supermercados y el retail, ya no las entregaban. Hicieron así su estreno las bolsas reutilizables, de género y de papel, que también se comercializan, aunque existen negocios principalmente que siguen entregando bolsas plásticas a sus olvidadizos clientes.

Esta iniciativa que cuenta con amplio respaldo ciudadano, busca combatir el uso indiscriminado de plásticos, porque antes de esta nueva normativa gradual, por persona se consumían 200 bolsas en promedio al año, y cada una se demora 400 años en degradarse versus su uso promedio que es de 15 minutos. Da para pensar.

El próximo lunes 3 de agosto la prohibición será total, diciendo adiós para siempre por lo menos en el territorio nacional.

¿Estará preparado el país para este cambio profundo y definitivo en nuestros hábitos? Por lo menos los niños están creciendo bajo esta concepción, los adolescentes antes de la pandemia daban muestra de estar muy motivados por ser parte de este ideal, pero ¿y los adultos?

Se sabe que para un grupo de la sociedad esto aún es un reto, pero posible de cumplir si es que están las condiciones por ejemplo, porque no se sabe a ciencia cierta cuál es la capacidad de fiscalización de esta medida.

Lo importante es que somos un país cada vez más responsable en materia medioambiental y también más comprometido con su entorno. Que Chile sea un país sustentable es tarea de todos. Las futuras generaciones serán las beneficiadas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here