Cementerio municipal tendrá puertas cerradas en Curicó

Se habilitará un sistema especial para que un funcionario reciba el arreglo floral, lo instale frente al sepulcro de la mamá respectiva, tome una fotografía y la enviará a un familiar.

Las puertas del cementerio municipal de Curicó se mantendrán cerradas, aunque se recibirán flores de saludos para el Día de la Madre.

El acceso al cementerio municipal de Curicó, definitivamente, se mantendrá cerrado para la festividad del Día de la Madre, en el contexto de las medidas sanitarias preventivas frente al coronavirus. En compensación a la comunidad, desde este jueves y hasta el domingo, se activará un sistema de abecedario y Whatsapp, para que la comunidad pueda llevar flores a las madres fallecidas que se encuentren en este camposanto.

Ante la controversia generada por la disparidad de criterios en torno a si abrirán o no los cementerios de la comuna, el alcalde de Curicó, Javier Muñoz fue enfático en precisar que el principal camposanto de administración municipal se mantendrá con sus puertas cerradas, tal como ha permanecido desde hace un mes, advirtiendo que “por ningún motivo queremos generar un foco de contagio”.

“Entendemos que el Día de la Madre es una fecha importante, pero también sabemos que no hay que relajar la mano. Esto lo hemos visto con el equipo de crisis del departamento de salud. La decisión es que no se abrirá el cementerio, lo que es lamentable, pero no queremos después lamentar y, por ello, insistimos que el cementerio municipal va a permanecer cerrado”, afirmó el jefe comunal.

“LO PEOR NO HA LLEGADO”
Ante la preocupación planteada por los comerciantes de flores que poseen sus locales en las afueras del cementerio municipal, Muñoz fue enfático en señalar que “los temas económicos no están por sobre la salud, ni la vida de las personas. Lo peor de la pandemia no ha llegado y eso la gente lo debe tener claro, este es un tema serio y, ante ello, no debemos relajar la mano”.

De paso, se anunció que desde mañana jueves y hasta el domingo estará implementado un sistema de abecedario, para que las personas puedan acudir hasta el frontis del camposanto y allí hacer entrega de los arreglos florales destinados a las madres. Luego, personal municipal y del cementerio -dispuesto para ello- se encargarán de instalar estas flores ante el sepulcro respectivo.

Esta iniciativa denominada “Una Flor para Mamá”, se desarrollará en base a la letra inicial del apellido de la madre fallecida. Para ello, se resolvió que el jueves se disponga atención para las letras de la A hasta la F; el viernes corresponde desde la G a la L; el sábado de la M a la R; y domingo entre la S y la Z. El horario de atención es de 09:00 a 13:30 horas en cada una de las jornadas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here