Carabineros intensifica la búsqueda de joven en las aguas del río Claro

Las adversas condiciones del clima han complicado los operativos de rastreo terrestre y acuático, obligando a ampliar el radio de acción, en torno al balneario municipal

La búsqueda se intensificó durante la jornada del domingo, siendo la primera jornada sin lluvias desde que se inició este procedimiento

Tras la denuncia en la Tercera Comisaría de Carabineros de Talca el pasado miércoles por presunta desgracia por parte de los familiares de un joven de 22 años que habría caído a las aguas del río Claro, se desplegó un procedimiento de búsqueda y rescate con el propósito de ubicar a esta persona, sin resultados efectivas hasta la fecha.

“La búsqueda la hemos desarrollado durante varios días. Las condiciones climáticas no nos han ayudado. Este domingo es el primer día que no tenemos lluvia, pero el cauce del río no ha bajado. Esperamos que su caudal se normalice con la finalidad de poder seguir con esta labor”, comentó el mayor de Carabineros, Carlos Cortes, jefe de la Tercera Comisaria de Talca.

En las acciones de búsqueda se han sumado efectivos de Grupo de Operaciones Policiales Especiales (Gope), Fuerzas Especiales, personal montado y guías con perros policiales entrenados, a lo que se añade la ayuda incondicional del Club de Kayak que practica dicho deporte en las aguas del río, los que se sumaron a la labor de búsqueda.

“Se está en contacto directo con los familiares. A ello se les da a conocer todo lo que estamos realizando y las funciones que cada uno está cumpliendo”, añadió el mayor Cortés.

DESDE EL MIÉRCOLES
El jefe policial indicó que los operativos comenzaron el miércoles pasado, tras el empadronamiento de rigor a testigos, además de la información proveniente de las personas que vieron a este joven caer al río.

El oficial confirmó que no se tiene conocimiento del lugar específico donde se perdió el contacto visual con esta persona, lo cual dificulta la búsqueda, obligando a una ampliación del rastreo.

Según los testimonios recogidos por Carabineros, la desaparición de este joven ocurrió en un sector confinado y peligroso, por la poca visibilidad que existe en el agua. De esta manera, se han adoptado el máximo de las medidas de seguridad, con la finalidad de que ninguno de los efectivos policiales y civiles involucrados en dicha búsqueda se vea expuesto a algún accidente.

“Sin perjuicio de ello, tenemos –además- el apoyo de un dron que está realizando la búsqueda en los lugares de más difícil acceso, donde no puede llegar el personal que está caminando y recorriendo el lecho del rio”, manifestó el mayor Cortés.

CUATRO KILÓMETROS
Las acciones de exploración comenzaron dos kilómetros río arriba de las inmediaciones de donde está ubicado el balneario municipal, además de ampliar el recorrido dos kilómetros río abajo.

El mayor Cortes informó que la poca visibilidad en las aguas del río ha impedido que se sumen a esta búsqueda los buzos del Gope, lo que no se descarta, en caso de mejorar las condiciones en este afluente. Por el momento, se intensifican los recorridos en los islotes.

“Estamos agotando todas las instancias para poder encontrarlo”, afirmó el comisario, precisando que unos 30 los efectivos de Carabineros trabajan en el operativo. En cuanto a las circunstancias de la caída de la persona extraviada al rio, el oficial manifestó que son materias propias de la investigación a cargo de la fiscalía.

HABLAN FAMILIARES
La tía materna del joven desaparecido, Patricia Olivares, relató que los hechos se originaron cuando tres personas se lanzaron al río, pero dos lograron salir, quedando la incertidumbre del paradero de su sobrino desde el pasado miércoles.

“Lo que pasa es que los supuestos amigos no dan la cara. Tampoco tenemos mayor información en el punto específico, pero sabemos el lugar. En base a esto, el Gope está trabajando e hicieron la triangulación de acuerdo al recorrido que pudiese arrojar el cuerpo en este caudal”, expresó.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here