Aplazan en 80 días juicio a exteniente de Carabineros

A petición de la fiscalía, el Tribunal Oral de Talca reprogramó las audiencias para el 21 de septiembre.

El imputado se encuentra a la fecha bajo la medida cautelar de prisión preventiva en la Primera Comisaría de Carabineros de San Clemente.

En resolución unánime y a solicitud de la fiscalía, los jueces de la primera sala del Tribunal Oral en lo Penal de Talca aplazaron en aproximadamente 80 días la fecha del juicio en contra del imputado, Hardy Nicklas, exteniente de la Cuarta Comisaría de Carabineros de Talca, acusado por el delito de homicidio.

El juicio estaba programado para que comenzara hoy, a las 08.30 horas, pero atendidas las actuales condiciones de pandemia y el alto número de testigos y peritos convocados por la fiscalía, las partes querellantes y la defensa particular del acusado, se decidió reprogramar para el 21 de septiembre próximo, a la misma hora.

JUECES DESIGNADOS
En la misma resolución, el Tribunal Oral anunció que los jueces que estarán a cargo de la audiencia serán Wilfredo Urrutia, en calidad de presidente, acompañado por Cristian Barrientos y Gretchen Demandes. En la misma resolución, se dispone notificar al acusado a través de personal de la Primera Comisaría de San Clemente.

Todo esto, por cuanto Hardy Nicklas –quien se desempeñaba en la Cuarta Comisaría de Carabineros de Talca- permanece, a la fecha, cumpliendo la medida cautelar de prisión preventiva en la unidad policial de San Clemente, atendida su condición de haber supuestamente perpetrado el delito siendo un oficial activo. En todo caso, fue alejado de la institución tras un sumario administrativo.

MÁS INFORMACIÓN DE DIARIO EL CENTRO

Excluyen al INDH del juicio contra exteniente Nicklas

EFECTO PANDEMIA
Un dato relevante es que, el 17 de marzo pasado, el mismo tribunal se había negado a reprogramar el juicio, en aquella oportunidad, a petición de la defensa particular del acusado. Sin embargo, ahora se accedió, en razón de que actualmente la dotación activa de personal es mínima atendidas las actuales circunstancias de la pandemia.

De hecho, cabe recordar que por instrucciones de la Corte Suprema, el personal del Poder Judicial está restringido de trabajar de manera presencial. A ello se suma el alto número de testigos y peritos que fueron presentados por la fiscalía, las partes querellantes y la defensa en la preparación del juicio oral.

TESTIGOS Y PERITOS
Así lo hace ver la propia fiscal, Gabriela Vargas, al precisar en su solicitud de reprogramación, que solo como Ministerio Público tienen un listado de 39 testigos y cinco peritos, todo ello, sumado a los 27 testigos que ofreció la defensa particular. La fiscal también recuerda la complejidad del caso criminal que será objeto del juicio.

De hecho, precisa que se hace imposible no realizar una audiencia presencial, atendida la necesidad de interrogar y contra interrogar de todas las partes en litigio. Destaca, a la vez, que las audiencias se podrían tener que prolongar por dos o tres semanas, lo cual podría arriesgar la salud de todos los intervinientes.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here